¡Buen provecho!

La lectura es como el alimento; el provecho no está en proporción a lo que se come, sino de lo que se digiere.

Jaime Balmes (1810-1848)
Filósofo, teólogo y sociólogo catalán.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Barrer las impurezas.