¿Quien eres?

Una vez vino un monje a ver a Yakusan y le pidió que le enseñara.
“¿Quien eres tu?” Le preguntó Yakusan. “Jotan” dijo el monje.
Yakusan gritó: “!La vez pasada eras Jotan, y esta vez eres de nuevo Jotan! “
El monje era un discípulo de Yakusan, que tal vez vivía en el monasterio y tenía algún problema o simplemente una pregunta. Así que fue  a pedirle  consejo a Yakusan.
“¿Quien eres tu?” le pregunto Yakusan. ¡Cuidado! El maestro pregunta “¿Quien eres tu?”. ¿Has explorando tu interior, estas buscando? Dime rápidamente, ¿has encontrado a alguien?
“Jotan”, dijo el monje. Yakusan gritó: “!La vez pasada eras Jotan, y esta vez eres de nuevo Jotan! “
Lo que Yakusan quiere decir con esto es: ¿que has hecho en todo el tiempo hasta ahora? La vez pasada eras Jotan y esta vez también. ¿No has entrado mas profundo dentro de tu interior? ¿Lo único que puedes hacer es repetir tu nombre? Yakusan conoce al monje que vive en su monasterio y por supuesto que conoce su nombre. El no esta interesado en que el monje simplemente repita su nombre.

 El nombre pertenece a lo exterior y no tiene nada que ver con tu realidad interior. Has nacido sin nombre y morirás sin nombre.
Yakusan pregunta, ¿has descubierto quien es ese Jotan?, pero Jotan no sabe que responder y simplemente repite su nombre. Yakusan gritó: “!La vez pasada eras Jotan, y esta vez eres de nuevo Jotan! “
Tal vez el grito de Yakusan provoco un agujero en la cadena de pensamientos de Jotan: Debes de estar aquí, en el presente. Se espontáneo y no te rijas por conceptos antiguos.
Vive cada día como si fuera el ultimo. Vive intensamente, de instante a instante.


Comentarios

  1. Qué interesante historia...quizá una semana...o una vida entera, sean insuficientes para dejar de ser Jotan...o lo que cada uno creamos que somos...
    Gracias por compartirla, no la conocía.
    Un abrazo,
    _/\_

    ResponderEliminar
  2. En algún caso (el mio al menos) toda la vida... y alguna más.
    Un abrazo, Elias.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Barrer las impurezas.