Por que el mundo es...

Porque el mundo es un recipiente divino:
No puede moldearse.
Ni cabe exigirle nada.
Quien lo moldea, lo daña.
Quien le exige, lo pierde.
Por consiguiente el sabio no lo moldea y así no lo daña;
Nada le exige y así no lo pierde.

Tao te Ching (poema 29)





Comentarios

Entradas populares de este blog

Barrer las impurezas.

La escuela de lo imperfecto.