La escarcha.

Joven,
atrapa cada minuto de tu tiempo.
Los días pasan veloces;
a no tardar
también tú envejecerás.

Si no me crees
mira ahí, en el jardín,
como la escarcha
reluce blanca y fría
y cruel
sobre la hierba
que antes fue verde.

Tzu Yeh.
Poetisa china, siglo IV



Comentarios

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Barrer las impurezas.

La escuela de lo imperfecto.