Las flores del castaño...



yo no hito no
mitsukenu hana ya
noki no kuri

Junto al alero del tejado,
inadvertidas para la gente,
las flores del castaño.

Matsuo Bashô, 1644-1694
Oku no hosomichi (Por sendas de Oku)

Comentarios

  1. Hermoso. Una no-gente es pues quien sí advirtió la presencia de esas flores.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vamos por la vida, envueltos en nuestro ego, y no advertimos las cosas más sencillas. Y la mayoría de las veces esas cosas tan sencillas son lo mejor de la vida.
      Gracias Momiji.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Hechos incontrovertibles.

Vivir el presente...