El guardián de monos.

Un guardián de monos fue a ver a sus monos y les dijo:
-Con respecto a lo de vuestras castañas: vais a recibir tres bolsas por la mañana y cuatro por la tarde.
Ante esto, todos se enfadaron. De modo que les dijo:
-Está bien, en este caso os daré cuatro bolsas por la mañana y tres por la tarde
En esta ocasión los monos quedaron satisfechos.

¿Eran estupidos los monos y el guardián les tomó el pelo? Todo lo contrario. Él no era totalmente indiferente al asunto; aun así, se dió cuenta de que una diferencia accidental no afectaba la base de sus disposiciones. Tampoco perdió el tiempo exigiendo que los monos intentaran ser "más razonables" cuando, ya de entrada, no se puede esperar que los monos sean razonables.
Cuanto más firmemente insistimos en que los demás sean "razonables", nos volvemos nosotros irrazonables.

El Camino de Chuang Tzu, comentado por Thomas Merton.

Thomas Merton (1915-1968), monje trapense, poeta y pensador.
Está considerado como uno de los escritores sobre espiritualidad más influyentes del siglo XX

Comentarios

  1. Estimado Angel;

    No solo has elegido un texto "educador" sino que además de la mano de un gran monje como lo es Thomas Merton.
    La sabiduría perenne está por arriba de todo ya que es la matríz del conocimiento.

    Un abrazo fuerte y gracias por comopartir.

    Namasté!!! _()_

    ResponderEliminar
  2. Gracias J.C.
    Hay personajes que atraen fuertemente y T.Merton es uno de ellos.
    Puedes consultar el Blog de los Amigos de Thomas Merton : mertonpito.blogspot.com
    Un abrazo y un placer compartir con todos vosotros.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Barrer las impurezas.